Bep Academy

Artículos

Dos cosas que mostrar cuando buscas trabajo.

By No Comments

Cuando buscas trabajo te enfrentas a un mundo lleno de retos y exigencias para los que, normalmente, no has sido preparado. Así que he redactado este artículo para ayudarte a conseguir tu objetivo laboral. Lo primero que debes saber es:

¿Qué buscan las empresas?

“Las compañías se han obsesionado con el talento”.

Es lo que dice Carol Dweck psicóloga de la Universidad de Sanford en su Best Seller “Mindset. The new psychology of success”.  Reclutan personas con grados altísimos de estudios y preparación lo cual en sí mismo no es malo, les pagan grandes cantidades de dinero lo cual tampoco es malo como tal, pero este esquema por sí solo crea una cultura de adoración del talento que obliga a las personas a actuar de cierta manera y a la larga causa una mentalidad fija, en la cual las personas no aceptan que se les corrija o que se les señalen deficiencias. Huyen de los retos nuevos porque quieren evitar a toda costa equivocarse y que se note que han fallado.

En un estudio realizado por Dweck, se entrevistó a estudiantes de la Universidad de Hong Kong quienes llevan absolutamente todos los cursos en inglés, los estudiantes con mentalidad fija estaban demasiado preocupados por no exponer su deficiencia en el idioma, no querían parecer como que necesitaban clases para mejorar, de hecho cuando se les ofrecieron cursos de regularización los rechazaron, su mentalidad es de “Si no tengo la habilidad, ningún curso hará que la tenga”.

Empleados mentalidad fija

Lo mismo pasa en las organizaciones, cuando el ambiente laboral reconoce a los empleados por su talento fijo, se complica mucho incentivar estrategias de cambio, de innovación y  creatividad. Los empleados realmente no buscan aprender en los cursos de capacitación porque piensan que saben lo suficiente para estar en el puesto pero no son capaces de enfrentar a sus jefes para admitir que han cometido un error o prefieren mentirle  a los clientes cuando se han equivocado. ¿Reconoces alguna empresa así?

Las empresas que han dado el salto de buenas a geniales,  tienen personas que constantemente están cuestionando si la manera de trabajar es mejorable y pueden enfrentarse a cuestionamientos de sus clientes o jefes aunque sean momentos incómodos. Son empleados que quieren seguirse capacitando y no están tratando de probar que son mejores que otro.

En empresas que fomentan estas conductas, se valora la creatividad y la innovación. Valoran el trabajo en equipo. En las mentalidades fijas hablan de creatividad e innovación pero si las cosas no funcionan, alguien paga el precio. Pagan fortunas por traer talento pero no se fijan que tengan potencial para innovar y ayudar a crecer a  la organización.

Para Dweck el éxito en la vida se trata de cómo manejas el fracaso.

Enfrentar el fracaso te lleva al éxito

Las personas con mentalidad de éxito piensan que el fracaso o el error es información, es una situación que se clasifica como error pero que a partir de eso se busca otra opción. Ellos piensan “soy un solucionador, entonces voy a intentar otra cosa”.

Se necesita fomentar en las organizaciones la mentalidad de que está bien aprender nuevas habilidades, que no se sabe todo y que aprender nuevas cosas es bueno para la persona y para la empresa.

El ritmo de los negocios tradicionalmente impide, en ciertos ámbitos, que una persona se pueda presentar como alguien que está aprendiendo, sino que tiene que ser alguien que inherentemente posea todo el conocimiento y experiencia necesarios para desempeñarse en el puesto. Sin embargo nuevas tendencias como el Lean, ágil, etc. que nos dicen “falla rápido, falla barato” es una invitación a equivocarse, no a actuar sin planeación sino a que se intenten todas las ideas posibles, se hagan tantos prototipos de mejoras y soluciones como sea posible hasta llegar al ideal sin temor a equivocarse.

Entonces, las 2 características que necesitas mostrar cuando buscas trabajo son:

1-Mentalidad de éxito

2-Actitud de aprendizaje.

Ambas son necesarias para formar equipos de alto rendimiento. El trabajo en equipo con personas que no aceptan sus errores o no quieren aprender de ellos, se vuelve conflictivo e improductivo.

La buena noticia es que la mentalidad puede ser entrenada, no estás destinado a tener mentalidad fija para siempre. Si tienes la voluntad y la intención de cambiar puedes lograrlo.

¿Cómo lo haces?

El primer paso es el autoconocimiento. En la empresa se pueden realizar pruebas tipo DISC o 360 para ayudar a la persona a tomar conciencia de sí mismo pero hay técnicas adicionales que pueden ayudarte a conocerte a ti mismo.

El entrenamiento de ésta mentalidad es un camino continuo de disciplina y  constancia. Puedes desarrollar esta mentalidad si fomentas el entrenamiento de las siguientes habilidades:

  1. Empatía
  2. Automotivación
  3. Habilidades sociales
  4. Sed de desarrollo